X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información

entrevista. Hugo de juan, ceo de encamina Y SOCIO DIRECTOR EN ENTRESISTEMAS 

Hugo de Juan: "Innovar no es fácil, ni barato, ni hay milagros ni varitas mágicas"

8/10/2018 - 

ALICANTE. Alicante, si juega bien sus cartas, puede ser el germen del Silicon Valley europeo porque "solo un clic nos separa de cualquier lugar del mundo en el entorno digital en el que vivimos". Este es uno de los mensajes que ha trasladado al empresariado en el Foro Fundeun el experto Hugo de Juan, CEO de Encamina, socio director en Entresistemas y emprendedor en DeRobotica, con 15 años de experiencia en consultoría tecnológica.

-¿Cuáles son las claves o pasos que debe seguir una empresa en el proceso hacia su digitalización?

-Se pueden sintetizar en una: hay que andar el camino, lo que significa que no es una cuestión de arrancar y esperar a ver qué pasa, ni de pensar que esto es un proyecto a un año. Es un proceso en el que hay que tener la mente abierta y capacitarse a nivel de tecnología y de talento del mundo digital. También se necesita una hoja de ruta para recorrer e ir paso a paso.

-¿Y además se necesita riñón?

-Riñón y cartera, todo cuenta. En cualquier caso, el coste de oportunidad es, por supuesto, más caro. Es decir, no hacer nada siempre será más gravoso que invertir de forma gradual, interacción a interacción.

-Pero muchas empresas es que se quiere monetizar muy rápido su inversión. ¿Hay un cálculo medio de qué se puede obtener por cada euro en un plazo de cinco años o diez años?

-No se puede responder a eso con una fórmula. Es imposible asegurar que con cada 10 euros que inviertas en digitalización obtendrás 15 dentro de cinco años porque, entre otras cosas, probablemente muchas de esas inversiones sean fallidas. Lo que se trata es de que se destine pequeñas cantidades y que se ejecuten acciones de forma rápida y ágil para poder rectificar cuanto antes si no tienen éxito y probar en otra dirección. Y si van bien, hay que construir encima de ellas.

-¿Con qué tiene que ver entonces el retorno de la inversión en digitalización?

-Tiene más que ver competitividad, con agilidad, calidad, talento o con el atractivo que proyecta la empresa hacia dentro y hacia fuera. Son todas ellas cuestiones que, más que con la venta o con la cuenta de explotación, estás relacionadas con la marca, con la diferenciación y con el largo plazo. Lo primero que hay que tener claro es que no es fácil, ni barato, ni hay milagros ni varitas mágicas.

-¿Alguna orientación específica para las empresas empresas de la comarca de L’Alcoià, donde predominan sectores como plástico, textil o juguetes?

-Existe un mercado global con el que todas esas empresas están compitiendo y hay buenas referencias de las que aprender. Por pequeña que sea mi compañía y aunque esté en un lugar inhóspito, tengo una ventana fantástica que es internet para poder estudiar a los mejores y tratar de imitar algunos de sus aciertos y, a partir de ahí, ser un retador.

-El proceso de digitalización hace también que el lugar donde está una empresa no sea un condicionante.

-Si, de hecho ya vemos que varias empresas de tecnología británicas han establecido sus centros de trabajo en Alicante y desde aquí desarrollan su actividad para todo el mundo. En este caso, desde una economía más madura acuden a un lugar con mucho talento, independientemente de dónde esté, y van sacarle todo el partido. Solo un clic nos separa de cualquier lugar del mundo.

Sobre la digitalización: "Hay un elevado número de consumidores de internet. Quizá en el mundo de la empresa es donde estamos más atrás"

-¿Podemos ser el germen de un Silicon Valley a la europea?

-Bueno, Silicon Valley es un ecosistema de emprendimiento que ha requerido la confluencia de muchos factores y la implicación de empresa, universidad, administración, inversores, talento o cultura. Todo lleva detrás un largo proceso con muchas voluntades detrás. 

-¿En qué circunstancias se podría repetir eso aquí?

-Además de la implicación de todos estos actores, la administración debe tener sus planes estratégicos, tiene que haber inversión, palancas para alimentar el mundo de la startup y generar talento que sea fuente de atracción de la gran industria. También tener una cultura orientada hacia la innovación y la experimentación, incluso hacia el error. Se requiere que la universidad también esté cerca.

-¿En qué situación está España en innovación?

-Yo no creo que esté a la cola de Europa, pero nos queda muchísimo recorrido para poder estar en cabeza. Hay datos positivos como el elevado número de consumidores de internet y de ciudadanos digitales. Quizá en el mundo de la empresa es donde estamos más atrás.

Noticias relacionadas

next